VALLE-INCLÁN Y LOS ESPEJOS DEFORMANTES

 

Al girar la esquina del vetusto callejón, se topó con un rostro asimétrico. La superficie cóncava le devolvió la imagen grotesca  de un fantoche.


El pasado 29 de abril, nuestros alumnos de primero de bachillerato se adentraron en el mundo valleinclanesco de luces y sombras y, entre escena y escena, hallaron la verdad en el fondo del vaso. Desapareció la máscara y surgió el esperpento.

                             Departamento de Lengua Castellana

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà Els camps necessaris estan marcats amb *

XHTML: Trieu una d'aquestes etiquetes <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>